Reprueba Carlos Quintana aumento de nómina del ayuntamiento de Morelia en más de 400 millones de pesos en últimos tres años

0
72

Morelia, Michoacán., a 13 de marzo de 2018.- Como reprobable e inaceptable calificó el diputado local del Partido Acción Nacional, Carlos Quintana Martínez, el incremento en el recurso público que se destina al pago de nómina de la administración municipal independiente, que de acuerdo a la Cuenta Pública 2012-2017 y el proyecto de egresos 2018, incrementó en más de 400 millones de pesos en los últimos tres años, recurso que debería ser destinado a resolver los grandes problemas y rezagos que enfrenta la capital michoacana, en seguridad y por la reducción en inversión en obra pública.

El legislador estatal señaló que el ayuntamiento moreliano tiene la obligación de dar cuentas claras del ejercicio de los recursos, ya que durante 2015 se destinaban cerca de 600 millones de pesos al capítulo mil, mientras que 3 años después, para este 2018,  se tienen proyectados cerca de mil millones de pesos para cumplir con el pago a los trabajadores del cabildo, pese a que no existen mejoras en los servicios que brinda la administración.

Por ello, el legislador moreliano llamó a las autoridades a transparentar el pago de la nómina, en especial, los trabajadores de confianza que han sido contratados durante la actual administración independiente.

“Los datos son oficiales, ahí se establece el monto que destina el ayuntamiento de Morelia a pago de salarios eventuales y queremos saber, ¿dónde están esos trabajadores?, ¿quiénes son?, ¿cuánto se les paga?, porque un crecimiento de 400 millones de pesos en tres años es completamente injustificable, sobre todo por los pocos resultados que tiene la administración, por lo que está obligada a hablar del tema”, señaló.

Aunado a ello, lamentó que a la fecha el ayuntamiento capitalino no tenga una explicación real sobre los motivos del incremento de los impuestos, como en el caso del predial donde fueron los mismos ciudadanos quienes denunciaron un aumento en sus cobros de alrededor del 300 por ciento, sin que a la fecha se haya informado a que se destinarán los recursos obtenidos de los ciudadanos.